La Junta lamenta la falta de rigor del PP y dice que el programa se implantará paulatinamente.

La provincia de Almería está incluida en el programa de detección precoz del cáncer de colon y recto que ha puesto en marcha recientemente la Consejería de Igualdad, Salud y Políticas Sociales y que podrá beneficiar a 1,6 millones de personas una vez que esté implantado en las ocho provincias andaluzas.
Así responde la Junta de Andalucía a las últimas declaraciones de la parlamentaria andalucía por Almería, la popular Rosalía Espinosa, que preguntaba por el inicio del programa en Almería.
Andalucía inició el pasado mes de junio la implantación de dicho programa de cribado, incluido en el Plan Integral de Oncología de Andalucía y cuyo objetivo es reducir la incidencia y mortalidad por cáncer colorrectal entre la población andaluza, así como mejorar la calidad de vida en los casos detectados.
En concreto, la implantación arrancó el 24 de junio pasado en el municipio sevillano de Mairena del Alcor y con una población diana de 4.070 personas. Durante la presentación del inicio de este programa, la propia consejera del ramo detalló que se iría extendiendo paulatinamente por el resto de la comunidad y que, una vez iniciado el programa, al cabo de los seis meses se continuaría extendiendo por el resto de las provincias de Andalucía.
“Sorprenden las manifestaciones realizadas por la parlamentaria popular almeriense, ya que esta formación política cuenta con información puntual sobre este importante programa de detección precoz de este tipo de cáncer, que tiene una incidencia en la comunidad de más de 5.700 casos nuevos al año”, insiste la Consejería de Igualdad, Salud y Políticas Sociales en una nota de prensa.
De hecho, la titular de esta Consejería, María José Sánchez Rubio, informó en el Parlamento de Andalucía el pasado 12 de junio sobre la implantación del programa.

Rigor Desde la delegación territorial se pide a Rosalía Espinosa “rigor y seriedad a la hora de abordar este tipo de asuntos” y se lamenta “del uso partidista de estos temas tan sensibles y de tanta importancia para la ciudadanía”.
La prueba de cribado es el test de sangre oculta en heces. Se trata de una prueba sencilla, fiable e indolora, y sólo en el caso de que resulte positiva, se completará el estudio con la realización de una colonoscopia. Este tipo de cáncer se caracteriza por no causar ninguna molestia hasta que se encuentra muy avanzado, por lo que es fundamental hacer un diagnóstico precoz y detectarlo antes de que haya síntomas.

FUENTE: lavozdealmeria.es